¿A la sombra de la Psicología Positiva?

smiley-1171306_1920

En los últimos años ha cobrado fuerza la Psicología Positiva, una rama que persigue potenciar las cualidades y fortalezas humanas, en contraste con el estudio de los aspectos negativos y patológicos que se venían analizando hasta ahora. Esta corriente, iniciada por Seligman, pero que hinca sus raíces en filósofos como Aristóteles y su concepto de eudaimonia (felicidad en griego), nació con una aspiración fundamental: comprender, a través de la investigación científica, los procesos que subyacen en las cualidades y emociones positivas del ser humano.

Algunos críticos señalan que la explosión de la psicología positiva no es en absoluto casual ni inesperada; encaja perfectamente en una filosofía vital de hedonismo maníaco que no tiene nada de inocente, sino que se puede rastrear en ciertos ámbitos sociales y económicos. También apuntan que una consecuencia natural de dicha filosofía es la evitación neurótica de experiencias y sentimientos considerados desagradables, lo que puede acarrear diversos trastornos mentales. Y que, además, aporta ideas de grandiosidad desajustadas con respecto a la propia imagen, lo que degenera en narcisismo.

Es cierto que la presión social parece empujarnos a tener que ser feliz sin interrupción y sin margen de error, lo que, en última instancia, está desembocando en irrevocables beneficios para las farmacéuticas a base del consumo de pastillas (ansiolíticos y antidepresivos). Pero la psicología positiva no se ha quedado en el mero placer del bienestar subjetivo o hedónico (aquél que estudia la presencia de afectividad positiva y ausencia de negativa, esos instantes de goce de los que hablamos), va más allá. De hecho, los estudios en este ámbito han dejado claro que es el bienestar psicológico o eudaimónico (desarrollo del potencial humano, a más largo plazo) el que proporciona una satisfacción vital más duradera (y mejor salud, dicho sea de paso).

La concepción eudaimónica establece que el bienestar se encuentra en la realización de actividades congruentes con valores profundos, y que suponen un compromiso pleno con el que las personas se sienten vivas y auténticas. En su Ética a Nicómaco, Aristóteles exhorta a los hombres a vivir de acuerdo con su daimon, ideal o criterio de perfección hacia el que uno aspira y que dota de sentido a su vida. Todos los esfuerzos por vivir de acuerdo con ese daimon, y hacer que se cumplan y logren las propias potencialidades, se considera que darán lugar a un estado óptimo, la eudaimonia.

2016-08-04-eudaimonia-life-well-lived

El modelo actual más reconocido de bienestar psicológico es el de Ryff (1995), que plantea que las personas que presentan bienestar eudaimónico: a) se sienten bien consigo mismas, incluso siendo conscientes de sus propias limitaciones (Autoaceptación); b) mantienen relaciones cálidas con los demás (Relaciones positivas con los otros); c) dan forma a su medio para así satisfacer sus necesidades y deseos (Control ambiental); d) han desarrollado un marcado sentido de individualidad y de libertad personal (Autonomía); e) han encontrado un propósito que unifica sus esfuerzos y retos (Propósito en la vida) y, por último, f) mantienen una dinámica de aprendizaje y de desarrollo continuo de sus capacidades (Crecimiento personal).

Algunos investigadores, como Carmelo Vázquez et al. (2009), apuntan que la definición y medida del bienestar (hedónico o eudaimónico) está aún en sus comienzos. Sin embargo, es una línea de estudio que saca a la psicología de la patologización del ser humano y le promete más altas cumbres. ¿Y quién no podría confiar en esta posibilidad?

Referencias bibliográficas:

Artistóteles. Ética a Nicómaco. Disponible en http://www.uruguaypiensa.org.uy/imgnoticias/650.pdf

García, A. (2015) Psicología positiva y sonreirás sobre todas las cosas. Disponible en http://www.jotdown.es/2015/04/psicologia-positiva-y-sonreiras-sobre-todas-las-cosas/

Ryff, C. y Keyes, C. (1995). The Structure of Psychological Well-Being Revisited. Journal of Personality and Social Psychology, 69, 4, 719-727.

Vázquez, C., Hervás, G., Rahona, J.J. y Gómez, D. (2009). Bienestar psicológico y salud: Aportaciones desde la Psicología Positiva. Anuario de Psicología Clínica y de la Salud, 5, 15-28.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s